Copyright: Edgardo Donato Díaz

miércoles, 28 de marzo de 2007

Espejo atroz...




Como un cuadro febril, se me presenta.
Alma en pena, locuaz y atormentada.
Es tan burda la clara mascarada
que solo el propio engaño la sustenta.


Ora, frágil alondra en la tormenta,
es púber indefensa, maltratada.
Ora letra viril, apasionada,
que la toma en sus brazos y la alienta.


¡Pobre espí­ritu errante! Que solventa
todo un mundo de vida trastocada
y la imagen falaz, que desdoblada,


es un espejo atroz que lo atormenta.
Inocente, banal, en su charada,
regresa a mí­, mordaz y se alimenta.

Copyryght: 2003 - Todos los derechos reservados

2 comentarios:

Helena dijo...

Edgardo, este soneto me gusta mucho, la verdad que me genera cierto desconcierto. No termino de interpretarlo bien, cuál es el reflejo? cuál la vana realidad que lo atromenta?
Es el ser desdoblado el que sufre o ambos, imagen y sujeto?
Un abrazo

Edgardo Donato Díaz dijo...

Estimada Helena
Este trabajo, lo hice en oportunidad de haber sorprendido a una persona que, escondida detrás de dos nicks, molestaba haciéndoles "rollo" a todo el mundo en una página que yo solía visitar.
En uno de los nicks, era una pobre niña desolada y necesitada de cariño. Y en el otro, era un poeta que galanteaba a esa niña con sus trabajos.
Así jugó durante mucho tiempo con mucha gente.
Pero un día, por una causa fortuita, cometió un error. Y yo, que siempre estoy muy atento a esas cosas la sorprendí.
Creo que esto aclara bastante el trabajo ¿no?
Una vez más. Muchas gracias por visitarme.
Te dejo un fuerte abrazo.
Con el respetuoso afecto de siempre.